Utilizamos cookies para poder ofrecer nuestros servicios, si continúas con la navegación entendemos que aceptas su uso. Aceptar Más información
Inicio > Complejo Deportivo > Presentación del complejo

Complejo Deportivo > Actividades complejo deportivo municipal

Pleno Mancomunidad 2015

El alcalde de Huétor Tájar, reelegido presidente de la Mancomunidad de Municipios “Ribera Baja del Genil"

Gabinete de Prensa Viernes, 24 de julio de 2015

El alcalde de Huétor Tájar, Fernando Delgado Ayén, volverá a presidir la Mancomunidad de Municipios "Ribera Baja del Genil" durante los próximos cuatro años. Así lo ha decidido el pleno de este organismo comarcal por mayoría absoluta, cuya nueva Junta Directiva estará compuesta por 6 representantes del municipio de Huétor Tájar, 3 Moraleda de Zafayona, 3 de Salar, 3 de Villanueva Mesía y uno de Cacín.

El Pleno de constitución se ha celebrado en el Ayuntamiento de Huétor Tájar, en un acto en el que ha quedado patente “la buena salud económica de la que goza la Mancomunidad, que actualmente no tiene deudas ni préstamos contraídos”, en palabras del regidor hueteño.

Delgado Ayén recordó que, a diferencia de lo que ocurre en otros organismos similares, “ningún cargo de la Mancomunidad cobra nada por estar en ella, una labor que implica dedicarle mucho tiempo, y trabajar para asegurarse que los servicios que presta a los vecinos (agua, basura y el Centro Ocupacional “La Pirámide”) lo hagamos en todos los municipios de la forma más económica posible”.

La modificación de la Ley de Régimen de Base Electoral hace que el tesorero de la Mancomunidad de Municipios "Ribera Baja del Genil" tenga que ser un funcionario, no un cargo político, por lo que queda pendiente para un próximo Pleno la elección del mismo.

Suministro de agua
Fernando Delgado, que repite como presidente después de cinco años en el cargo, señaló a los asistentes que cuenta con todos para que aporten sus sugerencias para mejorar la Mancomunidad, y destacó que “entre los temas pendientes de solucionar está aumentar el tamaño de las bombas de agua desde la captación del pantano, lo que reducirá los costes de mantenimiento”.

El alcalde hueteño recordaba que "hay que reparar las fugas y evitar los enganches ilegales, puesto que la tubería se ha sustituido para evitar problemas como la rotura que ya sufrimos, y se ha dirigido por un nuevo trazado que no tenga peligro de desprendimientos de terreno, pero es nuestra función evitar las fugas que tanto daño nos hacen de cara a dar un buen servicio". El aumento del tamaño de las bombas permitirá bombear solo de noche, con el consiguiente ahorro energético que esto supondrá.

El presidente señaló que las bombas que se instalarán próximamente solucionarán el problema de presión del agua que sufren algunos municipios de la Mancomunidad. Respecto a la depuradora, el proyecto de la de Huétor Tájar está listo, pendiente de licitación, y es una depuradora conjunta de Huétor Tájar y de Villanueva Mesía, pero se contempla un ramal para depurar también, si fuera posible, las aguas de Moraleda de Zafayona. El problema actual, y por el que aún no está la obra en marcha, son las expropiaciones del terreno que, incluso en un tramo, pasa por una realenga.